Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘decoración de interiores’

Es amarillo? Color miel? Tirando a naranja? No sabría cómo llamarlo pero cada vez que lo veo algo hace “clic” en mi cabeza y me digo: ahí está! En interiores me gusta combinado con grises, blanco y negro o con un azul sucio.

A continuación, un recopilatorio:

 

Quién puede resistirse a esta maravilla de H. M. Eames?

 

Foto de jek in the box via Creature Comforts

 

Vía European Chic

 

En casa de la ilustradora Nina Blychert en Londres, via Dumbo

 

Aunque esté presente solo en pequeños detalles este color da carácter y luz a cualquier espacio.

De Orla Kiely

 

Vía sfgirlbybay

 

Foto del blog Design Mom

 

De Le dans la

 

Y en complementos de vestir añade color y calor a la ropa típicamente oscura del invierno.

 

En Oh Honey Honey Gift Guide

 

Obra de mi admirada Sandra Juto

 

Gorro de Ann Moore vía Las Teje y Maneje, aunque el color resulta aquí un poco más estridente que mi tonalidad mate ideal.

 

Color mostaza podría ser un nombre, no? Lo he bautizado así. Si alguien se anima a proponer otro que se ajuste mejor que lo diga ahora o calle para siempre.

 

Read Full Post »

Hace un par de días estuve a punto de escribir en el post sobre la edición de Milk Decó un comentario acerca de otra publicación que acaba de salir. En el último momento lo pensé mejor y decidí que Apartamento merece una entrada independiente. Y aunque pueda parecer que me repito porque voy a volver a hablar de “otra revista de decoración” no es así en absoluto. Apartamento es y no es otra revista sobre decoración de interiores.

La descubrí por casualidad en el verano de 2009, con su número 3 que tengo ahora mismo aquí delante.

No se trata de una revista dedicada específicamente a espacios para la infancia pero en ese número tenía un reportaje sobre una escuela infantil francesa que se llama Ateliers de la Petite Infance. Incluia una entrevista con su creador (Jean Touitou) y algunas imágenes que mostraban la calidez y espíritu innovador del lugar.

Apartamento sale un par de veces al año y ahora acaban de publicar su último número en el cual han añadido como Plus un suplemento dedicado a los niños que incluye la participación de artistas como James Jarvis o Tomi Ungerer.

Lo que hace de Apartamento una revista diferente es su planteamiento, alejado de publicaciones que muestran espacios vacíos e impecables en páginas tan lisas como brillantes. En la declaración de intenciones que aparece en su web explica que su objetivo no es solo mostrar  lugares peculiares sino también a la gente que los usa o los habita, prestando especial atención a  cómo es la relación entre esas personas y los espacios. El resultado refleja una belleza a veces desordenada, o sucia, o desgastada por el uso, a veces inquietante.

Su formato es un fiel reflejo de su filosofía. Tiene un tamaño pequeño muy manejable y no sé si es por la calidad del papel o por las fotos como granuladas pero toda la revista ofrece una textura sólida, rugosa. Cuando la coges, la tocas, echas un primer vistazo y sabes enseguida que tienes en las manos algo realmente especial.

Los textos están en inglés aunque por lo que he visto se hace desde Barcelona y Milán con colaboraciones internacionales.

Si teneis la suerte de estar cerca de alguno de sus puntos de distribución vale la pena  hacerse  con un ejemplar de este número 6. Yo tendré que esperar a nuestro próximo viaje a Madrid para conseguir uno.

 

Read Full Post »

La revista francesa Milk ha editado un especial sobre decoración cargado de ideas y de imágenes inspiradoras. Si estais pensando en hacer cambios en casa, adaptar alguna habitación para los más pequeños o simplemente quereis alegrar la vista, no os la perdais.

Se llama Milk Deco y estas son algunas de sus propuestas.

Sugerente, verdad? Esa cama, ese amarillo mostaza que me tiene como loca, esos pufs… Ay!

Se puede pedir aquí para que envíen un ejemplar por correo o echar un vistazo on-line haciendo clic aquí.

Read Full Post »

Igual que yo otras mamás blogueras y viciosas de la lectura también se preguntan cómo hacer para que  sus hijos descubran el placer que proporcionan los libros. Saborear una buena historia puede hacerse en muchos sitios: en la cama, en un tren, sentada en un banco… son algunos de mis favoritos. Pero al ver las siguientes propuestas me he dado cuenta de que cambiando algunas pequeñas cosas en casa M. tendría un acceso más fácil a sus cuentos y la posibilidad de disfrutarlos más a gusto, sola o acompañada.

Este rincón de lectura tan acogedor y luminoso lo encontré en Green is the new Black. Me gusta la idea de las estanterías casi a ras del suelo y los cojines tan mulliditos que parecen llamarte a gritos.

Meg es mamá de Finn (que nació casi a la vez que M.), diseñadora y autora del blog Sew Liberated. En el pasado se dedicó profesionalmente al mundo de la educación a través del método Montessori (más sobre él aquí) y ha organizado y distribuido su casa según esa filosofía, es decir, mirando el espacio con los ojos de un niño.

Respecto a lugares de lectura para su hijo se ha preocupado especialmente por la accesibilidad de los libros para que el crío pueda elegir el que quiera entre una selección que ella ha colocado ahí previamente y va cambiando cada cierto tiempo.  Finn tiene muebles a su medida para sentarse a mirar cuentos, de forma que no siempre necesita  la ayuda de un adulto. La autonomía y la capacidad de decisión son algunos de los valores que promueve el método Montessori. En esta sección de su blog es posible ver cómo lo aplica Meg en diferentes habitaciones de la casa.

En la sala, por ejemplo, hay un contenedor de libros hecho a mano y junto a él una mini-mecedora que se puede encontrar aquí.

Si os animáis a hacer el vuestro podéis seguir el tutorial que está aquí.

Junto a  librerías un poco más altas ha colocado unos pequeños escalones a los que Finn puede subirse e investigar qué se esconde ahí arriba.

 

Y ahora demos un paso más. Una gran zancada, más bien. Si sois tan afortunadas como Amanda Blake  -superestrella de la blogosfera con SouleMama– y vivís en una casa realmente enooorme podéis hacer como ella y convertir una de las estancias en biblioteca infantil. Sus cuatro hijos están encantados. Quién no lo estaría! Luz, color y espacio a raudales.

 

 

 

Aunque estamos felices con nuestra casa y nos parece gigante en comparación con los 48 metros cuadrados que teníamos en Barcelona, me temo que nosotras no podemos permitirnos ese lujo. Vamos de tanto en tanto a la biblioteca municipal, eso sí. En Ohdeedoh proponen buscar o hacer una bolsa especial para llevar y traer los libros de la biblioteca, con un bolsillo incorporado para meter el carnet y que no se pierda o se olvide. Algo así:

Preciosa. Además sirve para que los peques sepan lo importante que es que esos libros se cuiden de manera especial.

Y si aparte de leer quieren jugar a ser bibliotecarios, este kit será de gran ayuda para gestionar las entradas y salidas de sus cuentos.

Se llama Little Librarian y tiene todo lo que necesitan para etiquetar, organizar y prestar libros. Visto aquí.

Nada más por hoy, feliz lectura!


 

 

Read Full Post »