Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 29 septiembre 2010

Post-boda

Nos ha costado bastante recuperar el ritmo después del fin de semana en Cádiz. Sobre todo a la pequeñaja, que no ha retomado sus horarios de sueño y comidas hasta hoy, miércoles. En la boda lo pasamos muy bien: tuvimos suerte con los compañeros de mesa durante la comida, estuvimos con mi familia y al final hasta nos marcamos unos bailes. Hacía tanto que no salíamos que durante un buen rato nos sentimos las reinas de la pista (a pesar de que la música no era en absoluto nuestro estilo; )

La que no sé si disfrutó tanto fue M. La cosa empezó torcida porque en el vuelo de ida tuvimos más de 4 horas de retraso. Y a partir de ahí los horarios de la peque sufrieron un colapso total. Supongo que hay críos más flexibles pero para ella es importante mantener una cierta regularidad, de lo contrario se descoloca bastante. Durmió poco y durante la boda apenas pudimos dejarla jugar en el suelo, que es lo que ahora pide constantemente. No sé si hubiera sido mejor haberla dejado con alguien y haber ido nosotras solas.

Por otra parte se lo pasó en grande con su prima, un año mayor que ella, a la que adora y admira. Se dejó mimar por la abuela. Acabó con la tarta de su tío y llena de chocolate de arriba a abajo. Desplegó todo su repertorio de monerías con quien quisiera admirarlas. Vio la luna llena, redonda y enorme, encima del mar. Escuchó tantas veces que le decían la palabra “guapa” que ya la ha aprendido sin remedio. Probó por primera vez el jamón serrano y le encantó. Flipó con la variedad de tocados y sombreros que llevaban algunas invitadas. Tocó las palmas al ritmo de un coro rociero.

Etcétera, etcétera.

Así que, después de todo, supongo que ella también disfrutó lo suyo y se ha traído a casa un montón de buenas sensaciones.

Anuncios

Read Full Post »

En casa tenemos una estupenda colección de álbumes ilustrados que es uno de nuestros mayores tesoros. El motivo de elegir cada uno de ellos fue diferente: porque nos encanta la ilustración, porque los publica una editorial cuyo trabajo admiramos o bien por el tema que tratan. Hace años que tienen reservado un lugar privilegiado en nuestras estanterías pero en ningún caso los compramos pensando en compartirlos con un niño, con nuestra hija.

Desde que llegó la pequeña M. hemos ido añadiendo títulos a la colección, ahora sí pensando en ella: páginas duras, dibujos simples, muchos animales… Pero también hemos colocado los libros que ya teníamos en un lugar accesible para nuestra hija, de manera que pueda rebuscar, coger y hojear el que más le guste. Ya tiene algunos favoritos. Últimamente le encanta que miremos juntas este:

(El diente, el calcetín y el perro astronauta. Antonio Lozano y Birte Müller. Thule Ediciones)

He de admitir que esto supone un gran avance para luchar contra mi instinto de protección y posesión como “libroadicta”. Reconozco que sufro cuando veo algunas páginas pringosas y con restos de puré de frutas. Pero entonces me acuerdo de cómo estaba la colección de Tintín de mi padre cuando yo era pequeña (os juro que se podían encontrar espaguetis con tomate pegados a las viñetas) y me digo a mí misma: “respira, está bien, para qué son los libros si no?”.

Algunos los tenemos más lejos de su alcance, tampoco soy masoca ; )

Hoy he descubierto una novedad que puede encantar tanto a pequeños como a mayores. Se llama The life of Mr. Mustache y es un libro protagonizado por uno de los personajes más conocidos del sueco Studio Violet.

Mr. Mustache vive preocupado por todo y le cuesta dormir por las noches. Cuando descubre el origen de su inquietud consigue que su vida cambie y él empieza a sentirse mejor.

Podéis encontrarlo en la tienda on-line de Studio Violet. Y si le echais un vistazo a su blog veréis que en sus productos la frontera entre lo que va dirigido a un público infantil y a un público adulto se difumina absolutamente.

Espero que os guste tanto como a mí.

Buen comienzo de semana!

Read Full Post »

Rumbo sur!

Estamos en pleno zafarrancho de maletas porque mañana nos vamos a Cádiz. Tenemos una boda, uno de esos macro eventos familiares en los que nos juntaremos todos, comeremos hasta reventar y apenas habrá tiempo para charlar un rato con mi prima, que es la feliz novia. Será la primera vez que M. nos acompañe en algo así, a ver qué tal!

Está prevista una fiesta a lo grande, a todo glamur. Y nosotras iremos hechas un pincel gracias a una amiga que se ha encargado de TODO para asegurarse que así sea. Un sol.

Estaré desconectada, así que hasta la semana que viene!

Read Full Post »

Septiembre es un mes que me encanta. Soy de esas personas para quienes el año empieza con el curso escolar. Es entonces cuando hago mi lista de buenos propósitos y recapitulación del camino recorrido.

Desde que conocí a la amatxo una de las razones por la cual disfruto especialmente de este mes es el Zinemaldia. Todos los años nos las arreglábamos para venir desde Barcelona y pasar unos días empachándonos de cine y de mar. Donostia está preciosa en esta época: la luz, el color del cielo, las mareas vivas… El año pasado fue difícil para nosotras y no estábamos para nada, la belleza era una ofensa ante nuestro dolor. El anterior tampoco vinimos, ocupadas con el trabajo y en pleno proceso para quedarme embarazada. Así que este año, ya viviendo aquí, ir al Festival era como recuperar una rutina muy nuestra después de un tiempo oscuro. En cuanto pusieron las entradas a la venta saqué un abono y pensé que ya nos las arreglaríamos para encontrar quien se quedase con M. de vez en cuando o turnarnos si es que no podíamos ver alguna de las películas juntas.

Ir al cine a primera hora de la mañana, desayunar después en el Okendo hojeando los periódicos y luego acercarse a mirar el mar, no es eso un bálsamo para cualquiera?

Una de las películas que más me ha gustado de las que he visto hasta ahora es María y yo. Está basada en el cómic del mismo título y trata de la relación entre un padre (Miguel Gallardo, autor del cómic) y su hija María, una adolescente que padece autismo.

Lo que hace que esta historia sea especial es su punto de vista: ligero, tierno, divertido a veces. Alejado de la pesadumbre y las dificultades que uno asocia al tema de la discapacidad. Pero es que esta no es una película sobre el autismo sino una historia de amor entre un padre y su hija.

Otro de los puntos fuertes de la película es la banda sonora. En su mayoría son obras de Pascal Comelade, músico catalán que utiliza instrumentos de juguete para crear sus piezas. En la película consigue evocar un universo naif que le va como anillo al dedo.

También hay alguna canción de Vetusta Morla y de Antònia Font (qué sorpresa cuando la escuché, justo después de haberos hablado de este grupo el otro día!). La escena en que padre e hija se bañan en la piscina mientras suena Batiscafo katiuskas es para mí una de las mejores de la película.

Parece que María y yo está teniendo una buena acogida entre la gente que conoce el tema del autismo bien por motivos familiares o profesionales. Ya me diréis qué os parece si la veis.

Al salir de la sala me quedé con una inquietud. La película es una versión muy fiel del cómic escrito por el padre de María. Pero, cómo sería la historia explicada por la madre? En la película sale muy poco y explica cosas como su sentimiento de culpa, el cambio de vida que le ha supuesto la enfermedad, el retorno a casa de sus padres después de separarse de Gallardo… María y yo muestra sobre todo unas vacaciones de Miguel y María, que suele ser el tiempo que comparten cada año y se centra menos en la cotidianidad de la niña, el día a día, la convivencia con su madre y abuelos. Eso no quita valor a la peli -que me gustó mucho- pero sí me deja una sensación extraña y con ganas de saber cómo sería la historia desde el punto de vista de la madre de María.

Que empecéis bien la semana!

Read Full Post »

A propósito del tema “vivir en un pueblo siendo una urbanita” Sara escribió un comentario el otro día que me gustaría rescatar como excusa para el post de hoy. Entre otras cosas me preguntaba: ¿cómo han recibido los vecinos a la nueva familia?

Entiendo que cuando habla de una familia como la nuestra se refiere a una en la que no hay ningún papá sino dos mamás que somos pareja y compartimos la crianza de nuestra hija. Desde que llegamos aquí (y antes también) hemos estado fuera del armario en todos los ámbitos: en las tiendas, en el ambulatorio, la guardería… Estamos contentas de cómo nos han acogido en el pueblo, nadie nos ha puesto en cuestión como familia -al menos no delante de nosotras-. Hay mucho respeto y también cariño, tanto por parte de familiares y amigos que viven aquí como de personas a quienes conocemos desde hace poco tiempo. Por nuestra  experiencia de este año pienso que el ambiente es en general abierto en este sentido y aunque somos la única pareja con hijos -que yo sepa- sí que hay otras del mismo sexo, gente del pueblo que son referentes de modelos de relación diferentes a lo habitual.

Comparto muchas cosas con otras mamás lesbianas y por eso sigo a algunas de ellas en sus blogs. Por ejemplo a Núria y Luisa, que me han ayudado en infinidad de detalles prácticos; o a Lex y Lena, valientes mamás de 4 criaturas.

Me parece importante de todas formas añadir algunas cosas. No solo somos una familia homoparental. Nuestra hija tiene algunas dificultades debido a la debilidad de sus músculos y por este motivo también me siento identificada con personas que se encuentran en situaciones similares. Familias que luchan por sus hijos con discapacidad o con necesidades especiales, niños y niñas diferentes y que requieren atenciones específicas. En la blogosfera leo, entre otros, al papá de Javier, tan tierno y fuerte a la vez.

Estos dos factores nos definen como familia. Pero hay muchos otros que nos hacen ser como somos y vernos reflejadas en otras. Por ejemplo:

– Familias en las que sus miembros utilizan más de una lengua para comunicarse y en las que el referente cultural es diverso.

– Madres que se han trasladado de territorio y han formado su familia en lugares diferentes al suyo y tratan de adaptarse y disfrutar de los cambios, como una mamá española en Alemania. Me río muchísimo con su blog.

– Familias para quienes la belleza forma parte de las cosas importantes de la vida. Algunos de mis referentes on-line? La artista portuguesa autora de este blog, o el precioso Tollipop que escribe  Kirsten desde Las Vegas.

Muchas cosas… Ya nos conocéis un poquito más.

Read Full Post »

Ayer por la tarde M. empezó a estornudar y para cuando llegó la noche ya tenía los ojitos cargados y la nariz completamente taponada. Creo que no hemos conseguido dormir más de una hora seguida porque la chiquitina no podía respirar y no conseguía enganchar un sueño profundo la pusiéramos donde la pusiéramos: ni en brazos, ni en la cuna, ni en nuestra cama.

Hemos avisado de que no irá a la Haur Eskola y hemos pedido cita con la pediatra, que nos han dado para las 11:30. Mientras llega la hora he intentado ayudar a M. a descansar un rato pero salvo unas cabezaditas meciéndola en el carro no ha dormido más… hasta ahora.

Mientras os escribo la tengo pegada a mi, colgada del portabebés, y parece que por fin ha conseguido relajarse. Como está vertical, respira mejor. Y yo puedo hacer otras cosas sin dejar de darle mimos. Es una gozada, nos lo regaló una amiga de Barcelona y cada vez lo usamos más, tanto fuera -para paseos o recados- como dentro de casa. Pero acabo de descubrir esta aplicación anti-resfriado y me parece fantástica. Si os interesa este tema pasad por la web de la Red Canguro.

M. está frita como un ceporro, ole!

Ahora nos tenemos que ir al médico. Que paséis buen día!

Read Full Post »

Cámara nueva!

Hemos pasado un fin de semana muy agradable y reconfortante después de los primeros días de “cole”. Y además he tenido una sorpresa: la amatxo me ha regalado una super cámara! Estoy encantada. Ella me anima a que haga fotos y las cuelgue en el blog pero de momento no me atrevo. No tengo ni idea de fotografía pero sí ganas de aprender. Así que iré practicando y espero sorprenderos pronto con alguna imágen nuestra.

De momento os dejo las que han hecho dos auténticas artistas que retratan a sus peques con una creatividad a la que no aspiro ni de lejos.

Cuando la pequeña Mila duerme la siesta su mamá aprovecha para recrear alrededor de ella un entorno de fantasía con el que intenta aproximarse a los sueños de su niña. Aquí tenéis un par de ejemplos pero podeis acceder a todas las fotos en el blog que ha creado expresamente para mostrarlas.

Si estas os han gustado vais a alucinar con las siguientes. Su autora es la fotógrafa de orígen ruso Elena Kalis, que muestra instantáneas de sus dos hijos tomadas… bajo el agua. Increíbles! Para ver más consultad sus blogs: Underwater Photography y Underwater site.

Yo los he encontrado a través de Kireei.

Read Full Post »

Older Posts »